EL FUTURO DE LA DISTRIBUCIÓN

Uno de los sectores en los que podemos decir que la tecnología ha encontrado el equilibrio entre la inversión y la rentabilidad, es el sector de la distribución.

Este tipo de empresas son las que más han avanzado y se han sabido adaptar a los nuevos tiempos, implementando el ERP que les ha permitido integrar todas las áreas de la su empresa y disponer de la información en tiempo real para hacer más viable su negocio. 

En la actualidad podemos comprar en tiendas de cualquier parte del mundo, cómodamente desde casa y con solo un click. El proceso es rápido y sencillo, tan sólo tienes que entrar en una tienda online, seleccionas el artículo, haces el pedido, realizas el pago seguro y en unos días ya lo tienes en casa. 

Ya queda atrás nuestros miedos por hacer compras online y hemos adquirido confianza en la compra por Internet. 

distribucion del futuro 2

Debido al confinamiento, a la prohibición de salir de casa y el cierre generalizado de la mayoría de los comercios, ha provocado que nos tengamos que adaptar a la nueva realidad y que las compras por Internet hayan aumentado hasta un 59%.

¿Y que ha pasado con las empresas de comercio electrónico y las empresas de distribución?

Las empresas que estaban preparadas han aumentado sus cifras de negocio y las que no, han tenido que adaptarse a contrarreloj si no querían bajarse del tren del consumo. 

 

¿Qué necesitan las empresas para el futuro de la distribución?

En primer lugar, las empresas necesitan un ERP que además de todas las funcionalidades básicas (gestión y contabilidad) que disponen, es necesario optimizar el almacén. De esta forma, mejoramos la negociación con los proveedores, planificamos las compras según la demanda, disponemos de un control de stock a tiempo real, mejoramos la eficiencia en los procesos de entrega y disponemos de trazabilidad. Todo ello, lo podemos realizar con códigos de barras, en los que los lectores fijos o móviles informarán de todas las respuestas al propio ERP en tiempo real. 

También hay que tener en cuenta que debe poder integrarse con la plataforma del transporte, para poder informar al cliente del proceso de entrega, de la fecha y hora de entrega, etc. 

Aquí la tecnología también tiene un papel importante. A través de GPS podemos saber la ruta y el estado del envío, información muy válida por parte del consumidor. 

En segundo lugar, la integración del ERP con la plataforma de e-commerce no es una opción sino un requerimiento necesario. Debe sincronizarse en tiempo real para ofrecer información veraz al posible cliente. Para ello, debemos saber el stock de cada artículo para que no haya roturas de stock. 

Y por último, debe estar integrado con los nuevos canales de venta y de esta forma poder gestionar y crear nuevas oportunidades. Para ello, es imprescindible disponer de un CRM integrado, que nos dará el conocimiento de lo que necesita cada cliente. 

La innovación tecnológica permite posicionarse mejor en el sector y como consecuencia, mejorar el volumen de negocio. ¿Y tú, estás preparado para el futuro de la distribución?.

 

Conoce que ERP es mejor para tu empresa.

Nueva llamada a la acción